Con el objetivo central de proteger y promover los intereses de la actividad industrial dedicada al procesamiento de granos oleaginosos en la Argentina, se constituyó CIARA en 1980, institución que agrupa a la mayoría de las empresas que elaboran aceites vegetales y harinas proteicas del país.

Maximizar el nivel de industrialización de granos oleaginosos en el país, a fin de optimizar el empleo, la inversión y la capacidad de generación de valor agregado nacional; promover el crecimiento y diversificación de la producción de granos oleaginosos con el propósito de asegurar un flujo de abastecimiento permanente de materia prima a la industria, en condiciones de calidad compatibles con los requerimientos de la demanda de productos procesados, e incentivar la diversificación de la oferta agroindustrial, en beneficio tanto de la industria como de la producción agrícola; y desarrollar la innovación tecnológica en el complejo oleaginoso argentino, para mantener una creciente y sostenida calidad en todas las etapas productivas, buscando de preservar tanto los recursos naturales involucrados en la actividad como el medio ambiente en el cual éste se desenvuelve.